¿En qué consiste la escalada artificial?

en qué consiste la escalada artificial

Al contrario que en la escalada tradicional y en la escalada deportiva, en las que el material de escalada sirve únicamente para impedir las caídas, la escalada artificial se sirve de todo tipo de artefactos para que el escalador pueda ascender. De acuerdo, la expresión «todo tipo de artefactos» no es muy precisa. Adentrémonos en el mundo del Artifo para saber a qué nos referimos

Escalada artificial: un poco de historia

Aunque hoy en día hay algunos puristas que no consideran que la escalada artificial esté a la misma altura que la escalada libre, lo cierto es que cimas como las de los Alpes no se habrían podido coronar sin la ayuda de pitones, estribos, buriles o plaquetas entre otros. De hecho, hoy en día todavía es posible encontrar algunos de los primeros, ya oxidados, clavados en las vías de esta cordillera mítica.

Lo que ocurre es que la tecnología ha evolucionado lo suficiente como para que algunas de aquellas paredes puedan escalarse sin esa ayuda artificial que es la que da nombre a la modalidad de escalada de la que hablamos hoy.

En la actualidad, la escalada artificial se practica sobre todo en cuatro contextos:

  • En las denominadas grandes paredes, que reciben el nombre por la longitud de sus largos. Algunas de ellas se encuentran en los Alpes Franceses, los Dolomitas italianos, El parque de Yosemite, en California o en la parte argentina de Patagonia.
  • Cuando las vías de escalada libre presentan dificultades extremas que hacen necesario el uso de materiales específicos.
  • En ascensos alpinos en los que se prefiere escalar más rápido.
  • En casos de emergencia. Quizá lo que diremos a continuación no te parezca digno de grandes aventureros, pero en Madrid Adventours preferimos a los escaladores sanos y salvos: si te encuentras en una parte de tu vía o tu largo en el que no te sientes lo bastante seguro, acude al material de escalada que te permita recuperar esa seguridad. Solo hay lago más bonito que hacer cumbre: volver al llano para contarlo.

Equipo básico

  • Pitones de todos los tamaños. Se introducen en grietas y se usan como punto de anclaje.
  • Gear sling o doble perchero, para cargar el material. Muchos de ellos se llevan como arnés sobre el pecho. El equivalente en escalada artificial de un portabebés.
  • Daisy chain: cinta de tela de alta resistencia con la que los escaladores se aseguran a los parabolts.
  • Fifí: a pesar de su nombre no es un perro de aguas francés, sino un tipo de gancho que permite al escalador anclarse y desanclarse muy rápido en cualquier momento de la subida.
  • Estribos: escalerillas de unos 5 a 7 peldaños, fabricada en cinta resistente. Facilita la progresión en paredes verticales.
  • Martillo: efectivamente, se trata de un martillo común, pero más ligero y adaptado a la escalada.

Si quieres practicar la escalada artificial con todas las garantías de seguridad y sin perder ni un ápice de la emoción, hazlo con nosotros. Nos adaptamos a tu nivel de experiencia para que disfrutes y aprendas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *