Como asegurar con el GriGri correctamente

El GriGri es el aparto de asegurar más usado en escalada deportiva. Se popularizó en la primera década del siglo XXI. Actualmente todos los escaladores lo conocen y muchísimos tienen uno en su colección de aparatos… pero, ¿Sabemos asegurar con el GriGri de forma adecuada?

La respuesta debería ser un SI rotundo, por la seguridad de nuestros compañeros de escalada. Pero después de muchos años viendo asegurar con el GriGri a gente que dice saber, la conclusión es que muchos todavía no usan el GriGri correctamente.

En este post vamos a ver cómo se debe asegurar y como no se debe asegurar con el GriGri de Petzl.

¿Qué es y cómo funciona el GriGri?

Es un aparato de aseguramiento de frenado asistido. No es AUTOMÁTICO ya que NUNCA se DEBE SOLTAR LA CUERDA.

El frenado asistido funciona al tensarse la cuerda dentro del sistema. La tensión activa una leva que “pinza” la cuerda y la bloquea.  La leva puede fallar por no llegar a la tensión suficiente y no bloquear. O porque nosotros mismos estamos bloqueando sin querer la leva.

Está destinado para el aseguramiento en escalada deportiva tanto en rocódromo como en roca. Homologado para cuerda simple. El diámetro de cuerda óptimo está entre 8,9 a 10,5mm, según el fabricante.

 

¿Cómo colocarlo?

Para usarlo correctamente, lo primero es pasar la cuerda de manera correcta. 

Abrimos el aparato, pasamos la cuerda haciendo que la parte del escalador salga por el agujero más próximo al mosquetón y el cabo que va a la mano del asegurador por el orificio más alejado.

Pasamos el mosquetón por el cierre y lo unimos a nuestro anillo ventral del arnés

A continuación haremos una revisión al compañero para asegurarnos que el nudo de la cuerda en su arnés esta correcto y comprobaremos que el GriGri funciona correctamente con un tirón en la cuerda del escalador.

Asegurar al primero de cordada

Para asegurar al primero de cordada, necesitaremos ir dándole cuerda según progrese. Para dar cuerda despacio no tocaremos el aparato. Usaremos ambas manos, acompañando a la cuerda. La derecha para sujetarla por debajo del aparato,  la izquierda nos ayudara a dar la cuerda. NUNCA debemos soltar la mano derecha, es la que frenara la caída.

Aseguramos sin soltar la cuerda el asegurador.

Para dar cuerda rápido, pondremos la mano derecha con la yema de los dedos en la rebaba del GriGri, como en la foto, pasando también la cuerda por nuestra mano. Nuestro dedo pulgar presionara la palanca haciendo que la leva no pueda bloquear la cuerda. Con la mano izquierda daremos cuerda al compañero. Con esta posición de la mano derecha, en de caída, nuestro dedo pulgar no tendrá la fuerza suficiente para bloquear la leva. Si cogemos el aparato de otra manera, sí bloquearemos la leva y podemos tener un accidente muy grave o mortal. Aunque lo hagamos bien es un momento de riesgo y debemos estar MUY ATENTOS.

En caso de caída como ya hemos dicho, la leva se accionará y bloqueará la cuerda. Nosotros nunca soltaremos la cuerda de la mano derecha que está por debajo del aparato.

 

En caso de caída del primero de cordada, el asegurador debe saltar a la vez que el escalador cae, para no dejarlo «clavado» y que el frenado de la caída sea lo más suave posible. Esto se llama dinamizar una caída. En siguientes Post ampliaremos este concepto.

La mano derecha apoya los dedos en la rebaba del GriGri, pasando la cuerda por dentro de la mano
El dedo pulgar presiona la leva SOLO para dar cuerda rápido y el resto de los dedos solo apoyan en la rebaba del aparato
La mano izquierda bloquea con toda la mano el aparato y hemos soltado la cuerda del asegurador
La mano derecha apoya el pulgar en la leva bien, pero los otros dedos rodean el aparato, haciendo que el pulgar pueda hacer más fuerza en caso de caída y bloquear el mecanismo de frenado asistido.

Asegurar en Top Rope

Para asegurar en polea o Top Rope, lo que tendremos que hacer es recoger cuerda. Con la mano derecha, tiraremos de la cuerda tensándola, según vaya progresando el escalador. La mano izquierda nos acompañará en el movimiento y nos ayudará a tensar.

La mano derecha tensa y la izquierda ayuda a recoger cuerda.

Bajar al compañero

Para bajar al escalador, tensaremos bien la cuerda. Cuando el compañero esté listo, con la mano izquierda tiraremos de la palanca suavemente hasta que notemos que la cuerda empieza a correr, la mano derecha NUNCA suelta cuerda que está por debajo del aparato. Haremos siempre un descenso controlado y sin tirones. Si queremos parar solo tendremos que soltar la palanca. Si queremos hacer un descenso más lento haremos menos presión en la palanca.

La mano derecha nunca suelta la cuerda y la izquierda baja la palanca controlando el descenso suave.
La mano derecha ha soltado la cuerda del asegurador y ahora sujeta la cuerda del escalador. En caso de descontrol de la palanca con la mano izquierda, nada parará a nuestro compañero excepto el suelo y nuestra mano derecha quedará abrasada.

Con lo explicado en este post ya no hay excusa para cometer errores al asegurar con el GriGri. Debemos practicar las maniobras para que nos salgan de manera automática y no poner en peligro a nuestro compañero de cordada. 

Para aprender a asegurar correctamente siempre recomendaremos hacer un curso de iniciación a la escalada, donde aprenderemos todo esto y mucho más con personal experto con muchos años de experiencia. Puedes contactar con nosotros aquí.

¡Nos vemos en la roca!

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 0 Promedio: 0)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.